No te pierdas
Home | Historia | Los cazadores de Gademotta
African lance weapon iron arrowhead in orange background

Los cazadores de Gademotta

¿Quién estaba arrojando lanzas antes que el Homo Sapiens?

¿Cómo explicar el hallazgo de puntas de obsidiana pertenecientes a lanzas arrojadizas, anteriores a los primeros fósiles de nuestra especie en 80.000 años? Nos lo cuenta el descubridor del sitio….

El Homo Heidelbergensis vivió en África, Europa y Asia occidental desde hace al menos 600.000 años. Claramente se movía bastante, y es creencia de muchos investigadores que esta especie es el antepasado directo del Homo Sapiens en Africa y del Hombre de Neandertal en Europa y Asia. La investigación a la que aquí nos referimos, se centra en las puntas de obsidiana para lanzas recientemente identificadas en un yacimiento de la Edad de Piedra etíope conocido como Gademotta, que datan de hace 280.000 años. Yona-tan Sahle, investigador del Centro de Investigación de la Evolución Humana en la Universidad de California (Berkeley) y su equipo, analizaron los artefactos y determinaron su cronología a partir de análisis por hidratación de obsidiana de los mismos, y de la datación por isótopos de argón, de las cenizas volcánicas que los cubrían. Sobre este asunto nos habla el citado Yonatan Sahle.

¿Por qué eligió Etiopía?

Mi interés por investigar en sitios Paleolíticos de Etiopía, emana sobre todo del hecho de haber nacido en ese país. Pero además, el Rift ha probado ser un importante centro de descubrimientos paleoantropológicos. Particularmente los años 70, vieron una ola de descubrimientos de este tipo, incluyendo el famoso fósil de homínido llamado “Lucy”, que fue hallado en el Afar Rift, al noreste de Etiopía en 1974. Un equipo de investigadores encontró entonces el complejo de Gademotta y desarrollaron completas excavaciones arqueológicas y trabajos geológicos. En 2008, Morgan y Renne publicaron renovados trabajos de geo-cronología del sitio en la revista Geology, lo que empujó la edad del más antiguo horizonte arqueológico en Gademotta hasta 279.000 años. Esta fecha se convirtió en una de las más antiguas para la Mediana Edad de Piedra en Africa. Impulsado por este hecho, y otros nuevos datos estratigráficos, inicié una nueva investigación arqueológica en el área en 2010.

¿Estaba dentro de sus expectativas un hallazgo de esta envergadura?

Tenemos un promedio de 44.000 artefactos recolectados de anteriores excavaciones -Wen-dorf y Schild, 1974- así como nuevas excavaciones —Sahle et al, 2013—. Hay tres horizontes arqueológicos en Gademotta: el datado en 279.000 años, otro entre279.000 y 260.000 años, y un último con fechas entre 185.000 y 105.000 años. Los objetivos del nuevo proyecto iniciado en 2010, eran recuperar más artefactos a través de técnicas arqueológicas avanzadas, incluido el uso de una Estación Total, para probar ciertas hipótesis redefiniendo la estratigrafía. El análisis de los útiles líticos fue realizado en el Museo Nacional cié Etiopía sobre aquellos encontrados en anteriores excavaciones, así como la que condujo mi equipo. Al principio, estábamos interesados en investigar si todas las piezas habían sido utilizadas para funciones similares, y vimos que algunas de ellas habían sido usadas como puntas para cazar. El “eureka” vino luego, cuando incorporamos un avanzado método para determinar la velocidad de la fractura de las piezas, y de forma concluyente identificamos que muchas habían sido utilizadas como lanzas, o sea, para cazar a distancia. La implicación más relevante es que los patrones de comportamiento considerados durante mucho tiempo como “complejos” y asociados al Homo Sapiens, tienen en realidad raíces mucho más antiguas de lo que se creía hasta ahora, y probablemente eran compartidas por antecesores del Homo Sapiens.
¿Eran estos artefactos usados por grupos de Homo Heidelbergensis, sugiriendo que eran capaces de manufacturarlos, o por Homo Sapiens, cambiando el paradigma de la evolución?

Ahora, después de estos hallazgos, parece que la evolución del comportamiento entre especies fue mucho más gradual, un proceso complejo, más que un abrupto fenómeno traducido como una explosión relativamente reciente. Pero por el momento no podemos determinar qué especie era la que manufacturó las puntas de Gademotta.

¿Por qué cree que tan innovadores instrumentos son sólo conocidos en este período remoto, y en Etopía?

paleoliticoLos factores que podrían potencialmente haber contribuido a la emergencia de esta tecnología en el área serían, primero, que las materias primas de alta calidad se encontraban cerca, así que las mismas podrían haber permitido una plena expresión de las capacidades tecnológicas. En segundo lugar, existía una mayor población en este enclave. Con más individuos alrededor, habría habido una mayor oportunidad para la difusión de ideas innovadoras. Si había de hecho una “especie de SteveJobs” en el grupo, podría haber influido en más individuos e incluso haber creado una suerte de línea de montaje prehistórica de lanzas. Y en tercer lugar, hubo un gran lago aquí, el Ziway. Puede ser que esta masa acuática -que proporcionaba agua dulce al grupo- haya atraído ocu-
paciones estables en su seno, alimentando aún más los avances tecnológicos. Además, me gustaría agregar que esta innovación tecnológica podría haber tenido lugar también en algún otro lugar del continente africano. Sin embargo, no hemos identificado otros, tal vez debido a que en Gademotta se han aplicado métodos analíticos que requieren algunas características especiales de la materia prima, que posee la obsidiana pero no otros materiales. Gademotta, afortunadamente, ha reunido ciertas condiciones que han permitido este tipo de análisis.

Tal como ocurre en Kathu Pan (Sudáfrica), ¿podría haber un error en los datos cronológicos de Gademotta?

Los hallazgos en Kathu Pan no son armas arrojadizas. No son proyectiles, por lo que Gademotta sigue siendo la evidencia más remota de este tipo de armas, y la datación por isótopos de argón -Ar/Ar- es completamente segura.

¿Qué hallazgo podría ser concluyente para determinar definitivamente y sin lugar a dudas, qué especie estaba usando esas puntas de flecha?

La falta de huesos humanos asociados en Gademotta hace extremadamente difícil determinar quién hizo estas herramientas tan especializadas. Se ha especulado con la idea que tienen que haber sido Homo Sapiens, sin embargo, hay otras posibilidades, y es que ya el Homo Heidelbergensis era capaz de semejantes habilidades, apoyando la idea de que estos cambios tecnológicos fueron un proceso gradual con orígenes muy remotos. El Homo Sapiens no es conocido antes de 200.000 años atrás, y el Homo Heidelbergensis es su antecesor más probable. Creo que el hallazgo de restos óseos sería importantísimo para dar mayor credibilidad al sitio, pero me atrevo a sugerir que fue el Heidelbergensis quien manufacturó las puntas durante el período entre 279.000 hasta 260.000 míos, mientras que tal vez fue el Sapiens quien continuó haciéndolo posteriormente.

¿Cree que estos hallazgos cambiarán la visión de la evolución del Homo?

Homo es un gen con numerosas especies -Ha-bilis, Erectus, Heidelbergensis, Sapiens, t’lore-siensis, Neanderthalensis-. Si te refieres a Homo Sapiens, mi respuesta es sí, lo hará. Debemos pensar en una evolución del comportamiento más gradual, y no un abrupto “bigbang”

Fuente: Alex Guerra Terra

Te pareció interesante? Valoralo!

Los cazadores de Gademotta
2 (40%) 1 voto

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>